La cirugía ortognática es un campo especial de la cirugía maxilofacial dedicada a la corrección de anomalías esqueléticas de la cara. Es realizada cuando los huesos faciales no guardan armonía, se encuentran desproporcionados y además producen una mordida incorrecta. En tales casos, es imposible corregir o disimular el problema sólo con  ortodoncia. Este tipo de casos requiere un enfoque profesional interdisciplinar integrado principalmente por el ortodoncista y el cirujano maxilofacial.

 

¿Quién necesita de cirugía ortognática?

Aquellos pacientes adultos que sufren una grave maloclusión (mordida inadecuada) por causa esquelética y que por tanto no puede ser tratados.

Cirugía ortognática estética

En muchas ocasiones las deformidades dentofaciales vienen acompañadas de otras desarmonías (nariz, mentón, mejillas, labios) por lo que también se podrán realizar mejoras de la estética facial, las cuales se pueden realizar en la misma intervención quirúrgica o en tiempos distintos mejorando substancialmente los resultados finales.

Modelado óseo facial

La cirugía ortognática produce una gran cantidad de cambios a nivel de las estructuras óseas de la cara, por lo que es recomendable antes de someterse a cambios en los tejidos blandos (piel y músculo) realizar un análisis facial óseo, determinando los posible cambios que, con sólo restituir los volúmenes óseos perdidos por la edad o afectados por anomalías en el desarrollo y crecimiento, se pueden lograr.